• "Ser nombrado miembro de Honor su­pone un reconocimiento a mi trayectoria dentro de la AEDE"

Doctor José Ángel Alventosa

  • 02 de Ene, 2017

Usted presidió el primer Congreso Nacional de la AEDE, fue presidente de esta Asociación entre 1993 y 1995, y ahora es miembro de Honor de la entidad. ¿Qué representa para usted haber tenido esta trayectoria dentro de la AEDE?
Pertenecer a la AEDE me ha permitido obtener una perspectiva muy diferente de la profesión, con la que poder ayudar en el desarrollo de los fines previstos en los estatutos de la Asociación, que concretamente se resumen en: divulgar los beneficios de la endodoncia en el marco profesional y de cara al público; estimular la formación profesional mediante actividades científicas; velar por el cumplimiento de las normas de ética de sus miembros, y mantener relaciones científico-técnicas con organizaciones afines nacionales y extranjeras, entre otras.
Efectivamente, presidí el primer Congreso Nacional de la AEDE en el año 1980, en El Puerto de la Cruz, Tenerife. Posteriormente, fui pasando por todos los cargos posibles: vocal, secretario, presidente-electo y, finalmente, presidente entre los años 1993 y 1995. Además, después también fui presidente del co­mité asesor. En total, son ya 36 años de idas y venidas a Madrid, siempre subvencionadas por mi propia persona, y motivadas por el amor a esta profesión y las ganas de colaborar y contribuir al desarrollo de la Asociación.
Por eso, ser nombrado miembro de Honor su­pone un reconocimiento a mi trayectoria dentro de la AEDE, en la que he tenido el placer de colaborar desde sus comienzos; siendo especialmente gratificante poder recibirlo estando laboralmente activo. Estoy muy agradecido a la actual Junta Directiva, personalizándola en su presidente, el doctor José María Malfaz –también tinerfeño–, por esta proposición y a la Asamblea General por refrendarla. La noche del 31 de octubre de 2016 pertenece ya a los mejores recuerdos personales de mi vida.


La endodoncia ha tenido una notable evolución en los últimos años. ¿Cómo le gustaría que se desarrollara en el corto-medio plazo?
Incluida en un marco legal que organice y legalice las especialidades odontológicas como es la deseada y trabajada Ley de Especialidades Odontológicas. Dentro de la Odontología conservadora, la endodoncia desarrolla una labor fundamental, ya que su finalidad es la de mantener los dientes dentro de la boca. Ésta debe ser la máxima de cualquier especialidad odontológica y, por supuesto, de cualquier profesional. No podemos permitir el mercantilismo en nuestra actividad.

Además de su trayectoria en la AEDE, usted también desarrolla un importante papel en el Colegio de Dentistas de Tenerife, donde ejerce de vicepresidente. ¿Qué le llevó a implicarse en la vida colegial?
Una cosa lleva a la otra. Cuando el doctor Francisco Rodríguez Lozano preparaba su candidatura a la presidencia del Colegio de Dentistas de Tenerife, me propusieron participar en la misma aportando mi experiencia en la AEDE.
Desde niño me inculcaron el valor de la responsabilidad y el compromiso ante la posibilidad de ayudar, por lo que nos pusimos de acuerdo de inmediato. Actualmente, el doctor Francisco Perera Molinero –presidente colegial– cuenta con mi apoyo incondicional desde mi puesto en la vicepresidencia del Colegio Oficial de Dentistas de Tenerife.

En unos meses finalizará la actual legislatura en el colegio tinerfeño. ¿Qué balance hace de los proyectos materializados?
Desde que ocupamos la titularidad de la Junta Colegial, en el año 2013, centramos nuestra labor en tres objetivos, es decir, tres ejes sobre los que actuar: prevención, lucha contra el intrusismo y potenciar la formación continuada.
Sobre la prevención, nuestro objetivo parte de la idea de que el ciudadano sea consciente de su imprescindible papel en su propia salud bucodental. Así, nos hemos proyectado hacia los medios de comunicación –prensa, radio y redes sociales– para lograr un mayor alcance en la difusión del mensaje “Tu boca es salud”. Hemos colaborado con otras instituciones, pero siempre con el blanco de la previsión de las patologías generales, la lucha contra el tabaquismo, las campañas contra el cáncer oral, la concienciación sobre el VIH, la prevención de la diabetes, diferentes conferencias sobre salud oral, etcétera. Estamos muy comprometidos con la educación sanitaria y la población.
El segundo eje es la lucha contra el intrusismo, en la cual se han logrado sentencias condenatorias por delitos de esta índole y frente al abuso de la publicidad engañosa. Se han tenido reuniones con legisladores y se han realizado campañas en prensa y medios audiovisuales para concienciar a los ciudadanos de lo que supone poner su salud bucodental en manos de “macroempresas con asterisco”, ya habituales en el sector dental.
Y el tercer eje es la potenciación de la formación continuada de los profesionales de la provincia, mediante la organización de cursos de forma totalmente gratuita para la colegiación. Las encuestas realizadas nos han mostrado un elevado grado de satisfacción con la oferta formativa. Además, disponemos de una videoteca envidiable, ya que los ponentes han facilitado la grabación de sus cursos, que quedan así a la disposición de los colegiados. Ciertamente, contamos con una Comisión Científica envidiable.

¿Hacia dónde se dirige la Odontología que se desarrolla en Tenerife?
Estamos convencidos de que se va dirigiendo hacia niveles de mayor calidad asistencial. Los profesionales se preocupan por mantener su formación actualizada, cosa que queda demostrada en su asistencia a los cursos de formación que se imparten en nuestro colegio.
Sin embargo, y aun cuando en Tenerife no se ha llegado a una situación de emergencia como ya ocurre en algunos lugares de la Península, el sector se ve afectado por una mercantilización cada vez más intensa y absurda. Priman los réditos económicos sobre los sanitarios sin que el Gobierno tome medidas serias en un asunto primordial como es la salud.

Recientemente la Audiencia Provincial de Tenerife confirmaba una sentencia por intrusismo impuesta a la expresidenta del Consejo General de Protésicos Dentales de España. ¿Qué penetración tiene el intrusismo en su provincia?
Totalmente cierta esa sentencia, con el agravante del cargo que ostentaba esta protésica. Sin embargo, estamos detectando una disminución del intrusismo gracias a la labor informativa que se está realizando y, por supuesto, a las medidas coercitivas ejercidas a través de los tribunales; aunque entendemos que las sanciones son aún mínimas de cara a los riesgos que pueden sufrir los ciudadanos.
El colegio, en cuanto tiene conocimiento de algún caso sospechoso, inicia un expediente de medidas legales para intentar que se cumplan las leyes ante la Justicia

Además de practicar la endodoncia durante 36 años, usted es un consumado fotógrafo que ha realizado diferentes exposiciones y ha ganado algunos premios. ¿La minuciosidad y la búsqueda del detalle que requiere la endodoncia le han servido para su dedicación fotográfica?
Nunca me lo había planteado en esos términos, pero sí aplico los mismos términos de precisión en la fotografía y en mi profesión. La fotografía es mi afición más importante. De hecho, con mi primer sueldo pude conseguir uno de mis sueños: adquirir mi primera cámara réflex, que fue una Nikkormat ma­nual, que era el modelo más económico de Nikon en aquel momento. Con la cámara y los consejos que me enseñó mi cuñado sobre iluminación y encuadre, fui logrando el objetivo de ir aprendiendo, que es lo que continúo haciendo.

¿Cómo está encarrilada en estos mo­men­tos su afición fotográfica?
Actualmente estoy preparando mi cuarta exposición personal y continúo realizando proyectos dentro del grupo Unlimited, al que pertenezco. Hemos participado en las dos últimas bienales internacionales de Fotonoviembre, organizadas por Tenerife Espacio de las Artes, y estamos trabajando en nuevos proyectos fotográficos.

Si quieres compartir...   

Para escribir un comentario debes ser usuario registrado. Inicia Sesión con tu usuario y contraseña o Regístrate.